Publicidad
Especialista asegura que los niños mienten por frustraciones o angustias
08:36 AM / 09/05/2018 - Rosa Alejandra Silva
Agencias

Es normal que los niños alguna vez digan una mentira blanca, sin embargo, cuando esta conducta es reiterativa y los engaños se tratan de asuntos serios, es importante que prestemos atención a lo que nos estamos enfrentando, pues puede ser el reflejo  de un problema mayor.

 

La psicóloga Yajaira Nucette indicó que esta conducta puede ser una respuesta a alguna sensación que esté  viviendo el pequeño, “puede tratarse de angustia, miedo, frustración u otros sentimientos producto de alguna situación que el niño esté experimentando, de tal manera que es necesario ver cuáles son sus antecedentes”, explicó.

 

 

Nucette señaló que, en ocasiones, las mentiras se producen porque la relación de compromiso con los padres es débil, de forma que es necesario que ellos les ofrezcan confianza  a sus hijos y atiendan el conflicto a tiempo, debido a que podría provocar un problema mayor, “lamentablemente hay casos donde la mentira es solo un primer paso, luego cometen otras mala acciones porque no fueron orientados”, aseguró.

 

La experta en el área ofreció algunos consejos para mejorar esta conducta:

 

Las conversaciones son importantes. Hablar y explicarle la importancia del valor de la sinceridad ayudará a que comprenda por qué no está bien mentir.

 

No le hagas sentir mala persona. No refuerces lo mal que están sus acciones, convérsale de lo positivo que es actuar con valores.

 

Establece metas. Una cartelera  o libreta de premios lo incentivará a tener propósitos de buen comportamiento.

 

Finalmente, la especialista explicó que  si las mentiras son frecuentes y en todos los contextos, como es la escuela y en otros entornos, es crucial asistir con un especialista, pues puede tratarse de algún trastorno. 

 

¿ Te gustó la nota ?
0Comentarios

Tema

de la semana
Aplica estos 10 pasos y logra una correcta salud bucal en el niño